LUIS ERNESTO DERBEZ DEJA SIN QUINCENA A CIENTOS DE TRABAJADORES DE LA UNIVERSIDAD DE LAS AMÉRICAS PUEBLA. ESTE JUEVES SE DECIDE SI SE REACTIVA LA NÓMINA DE LOS TRABAJADORES.

Como ha trascendido en los medios de comunicación, el ex Rector de la UDLAP, Luis Ernesto Derbez, promovió por medio de un apoderado un juicio de amparo con la finalidad de mantenerse en su cargo, del cual fue removido después de que se demostraran múltiples desvíos de recursos de la Universidad a sus cuentas y las de sus colaboradores cercanos.
Curiosamente, tocó conocer de ese juicio de amparo a un Juzgado que no tiene Juez, sino del cual está encargado un secretario, de nombre José Carlos Ibáñez Méndez, quien decidió concederle a Derbez una suspensión que tiene entre otros efectos el de paralizar la operación de la UDLAP, incluyendo el congelamiento de sus cuentas bancarias.
Derivado de esa suspensión, lo único que ha logrado Derbez es perjudicar a muchas familias poblanas, pues el actual rector Armando Ríos Piter se ha visto imposibilitado para pagar la nómina de cientos de trabajadores de la UDLAP.
Aunque por otra parte un grupo de trabajadores de alto nivel administrativo, siguen operando de forme ilegal y encubriendo las operaciones irregulares de Luis Ernesto Derbez,
Cabe recordar que los Jenkins, es decir, los anteriores patronos de la UDLAP y quienes designaron en su momento a Derbez, cuentan con órdenes de aprehensión por los delitos de lavado de dinero y fraude, por lo que el verdadero objetivo de Derbez al obtener dicha suspensión es devolverles la Fundación a sus antiguos patrones y permitir que se sigan cometiendo delitos en perjuicio de la UDLAP y toda la sociedad poblana.
En el juicio de amparo 1029/2021 del Juzgado Tercero de Distrito en Materia de Amparo, Civil, Administrativa y Trabajo y Juicios Federales en el Estado de Puebla, el cual se encuentra temporalmente a cargo del secretario José Carlos Ibáñez Méndez se decidirá este jueves si la suspensión que se concedió a Derbez queda sin efectos o es definitiva.
La pregunta es: ¿permitirá el secretario José Carlos Ibáñez Méndez que se sigan consumando los delitos de la familia Jenkins, o liberará las quincenas de los trabajadores de la UDLAP?

Related posts